6 de diciembre de 2006

Bocas que vuelan...



“Tu risa me hace libre,
me pone alas.
Soledades me quita,
cárcel me arranca.
Boca que vuela,
corazón que en tus labios
relampaguea.”
(Miguel Hernández)


Es la risa una liberación siempre; nunca se queda a mitad de camino en la fuga. A grandes saltos nos eleva por encima del muro de alambre de dolores, problemas y pensamientos inciertos.

Nos hace respirar profundamente y llegar a un colapso de endorfinas apaciguando nuestras pasiones, saboreando el contagio relajante de unos ojos a punto de lágrima...

Risa que activa los músculos, marca nuestro rostro con la dicha, lanza la desidia hasta el rincón con la tristeza más lejana y comparte, como el pan, nuestras mejores horas...

Cuando cesa, es como un dolor que nos abandona; un reencuentro esperado con la placidez que, sin embargo, sigue habitándonos cada vez que la recordamos...

8 comentarios:

el buho rojo dijo...

Dichoso aquel que sin pudor ni vergüenza, pueda atestiguar que sus arrugas son fruto de sus risas...

Candela dijo...

Y la risa libre, franca, sin más de los niños...

Risa sana.

Un beso

Juan Cosaco dijo...

Risas a montones, a granel, que desborden y demuestren que delante tenemos seres queridos.
Agur!!

Hanna dijo...

Luz de nuestras vida, alegria de viver.

Margarita dijo...

Me encanta compartir nuestras risas...

Sofia dijo...

me encanta morir: en una risa y en un orgasmo (esto último no sabía si ponerlo porque como están lo niños de la foto delante jajaja,,, pero bueno ya es medianoche, no?)
besos

Isabel dijo...

Gracias por compartir vuestras opiniones y vuestras risas...

Buho rojo: las arrugas siempre denotan el uso (o abuso) de nuestros gestos,nadie deberia esconderlas y menos si son la muestra de vivir felices...Saludos.

Candela:la risa siempre es sana,lo insano es de qué o quién reímos...
Reir sano siempre...

Juan Cosaco: llevas razón,las mejores risas siempre se comparten con los seres que más amamos.

Hanna: Aún en la mayor profundidad de nuestras penas, una simple risa nos aporta esa luz tan necesaria...

Margarita:Bienvenida tu sonrisa por esta mutua casa.
Me encantó hallarte sonriéndome...Un besazo.
Vuelve...

Sofía: Decimos a menudo " nos morimos de risa",pero prefiero vivir riéndome,de verdad...
Besitos.

Glauca dijo...

Benditas risas que hacen que los fantasmas se esfumen...
Gracias por la información de tu nueva "dire" y disculpas por no aparecerme antes, una serie de inconvenientes lo impidieron.

Un abrazo.