28 de noviembre de 2007

Sin contraindicaciones




Ponle un poco de dulzura a cualquier momento.
La calidez del alma la absorberá rápidamente.

10 comentarios:

almena dijo...

Sí, porque dulzura y calidez son los mejores ingredientes
:)

Besos!

Isabel dijo...

Además nos aporta energía extra y sólo nos "engorda" el ánimo,amiga...:-)Un beso y gracias por pasar a leerme.

Gasper dijo...

La dulzura es una exquisitez para el alma y lo mejor es que es contagioso.

Besos dulces

Isabel dijo...

No sé ,no sé,Gasper;quizás se puede saborear, pero aún se contagia menos de lo que debería.Un beso nada empalagoso para ti.
;-)

Valle dijo...

Con dulzura todo funcionaría mucho mejor, lástima que nos olvidemos de eso con demasiada frecuencia...

Un dulce y cálido beso amiga

Isabel dijo...

Valle,a veces pensamos que la dulzura viene liadita pomposamente, como los bombones,pero lo normal es que sea tan discreta que sólo la percibimos si estamos muy atentos...Un beso, suavecito...
:-)

El búho rojo dijo...

Tan sencillo y queremos abandonar la dulzura en nuestra dieta...

Pues que no nos falte!!!!

Isabel dijo...

Dieta dulce,Pablo,esa siempre nos hace mejores,amigo.Un beso edulcorado,naturalmente...:-)

Nobska dijo...

Pasaba para llevarme los terrones de azucar convertidos en esas hermosas palabras que nos regalas cada dia. Bellísimo. Un beso.

Isabel dijo...

Anna,yo pongo el azúcar,tú el alma cálida. ;-)Gracias, por tu constante amabilidad,amiga.Un besazo.