16 de febrero de 2008

Exhalación



No sabe mi boca a miel, ni al almíbar más exquisito que conozco.

No exhala mi aliento aromas de sándalo ni canela; no riegan mis palabras esencias de madreselva, ni mis labios se cubren de lavandas.

No puse ningún clavel en mi boca entreabierta, ni siquiera una rosa roja rozó mis comisuras.

Pero nada hay tan fragante como el amor que encierra mi silencio.


7 comentarios:

Meiga en Alaska dijo...

Que imagen tan sensual. Y el texto precioso. Como siempre. Me encanta tu arte. Gracias por compartirte.

Nubedelnosaber dijo...

!Qué decirte!
Un suspiro de fragancias. Qué grande y hermoso es ese amor que todo lo silencia para que el gran silencio hable.¡Mare meua!

nadaq dijo...

...la foto del anterior post ...que primaveral!! ...

...cómo siempre un placer leerte.
Feliz domingo, linda!

LlunA dijo...

Y es que el amor al desnudo es el amor más verdadero, posiblemente, sin añadir más, sin pintarlo de colores...AMOR...sólo eso!!!

Un besote grande

thoti dijo...

.. es que silencios así no necesitan cargarse ni todo lo que antes decías, ni de nada más.. :-)

.. besitos domingueros, Isabel..

Eunice dijo...

Llegué por casualidad a tu blog y me ha encantado. Me gusta como escribes.

Isabel dijo...

Gracias por toda la suma de palabras importantes que me dejais cada día;no os imaginais todo lo que suponen para mí.
Abrazo de amplia cabida para todos.:-)