24 de abril de 2008

Escucha a tu corazón

El corazón, que no tiene boca, a veces, también se equivoca; no sabe si reír o llorar, si hablar o callar y, aunque no tenga oídos, es capaz de escuchar atentamente.

Oye, en el silencio, su propio latido y el de otros corazones; reconociendo su fuerza y su debilidad, su sabiduría y su torpeza, sus ansías y sus límites, sus aciertos y sus errores.
El corazón no envejece, tan sólo pesa.
A veces, estoy segura que le crecen alas; como un motor nos impulsa hacia arriba y nos mantiene en alto, volando junto a la esperanza.

Pero de vez en cuando, dejamos que se endurezca y acaba por hundirnos en un profundo abatimiento.
El corazón también acierta cuando ama y siente confianza; entonces, late como un loco y se entrega sin medida.
Como el corazón de un niño, se vuelve ligero,impetuoso, hermoso; latiendo delicadamente.

Si imagináramos el aspecto que tendría ahora nuestro corazón, muchos lo sentirían viejo y cansado, otros raudo y acelerado, algunos joven y feliz, mientras que algunos otros lo sentirían, simplemente, responsable,serio y adulto.
Demasiados adjetivos para un sólo corazón.

Pero ¿cómo evitar que nos pese?¿cómo mantener el ritmo adecuado de latidos?
No sólo metafóricamente hablando padecemos taquicardias, bradicardias o arritmias incontroladas,todo esto nos dice que no lo estamos tratando bien, que no nos estamos tratando como debemos.

Escuchar su ritmo sereno nos sosiega, es necesario hacerlo para saber si estamos haciendo lo correcto.
Si, en ocasiones, crees que te pesa demasiado, probablemente sea que no lo has escuchando como se merece.
Por eso, escucha siempre a tu corazón.
Es toda tu vida.

17 comentarios:

JHWH dijo...

Lo que nos lleva a "Bailar en la Oscuridad" de Lars Von Trier.
Pero,... ¡No quiero ser "el pesado de las peliculitas"!... en fin, no he querido dejar pasar la ocasón de que conozcas a Shelma.
Hoy parto de viaje, Hasta pronto.
Bsos.

http://www.youtube.com/watch?v=ALB-QEJGkbQ&feature=related

brujaroja dijo...

Escuchar al corazón, a veces, supone entrar en conflicto con ese otro órgano al que solemos darle prioridad: el cerebro. Y sin embargo el corazón siempre sabe, incluso lo que el cerebro no es capaz de adivinar.
Feliz fin de semana

Meiga en Alaska dijo...

Precioso... y tan cierto

rakel dijo...

gracias por tener un blog tan estupendo tus palabras son un gran consuelo.
pero queria hacerte na consulta q hacer cuando escuchas a tu corazon y lo q consigues es sufrir??xfavor escribeme a mi blog,agradeceria tus sabias palabras

Camille Stein dijo...

un solo corazón para tantas sensaciones y recuerdos...

que consideremos lo vivido y sufrido como peso es una decisión personal

el corazón se late con la mente


un beso

Isabel dijo...

jhwh,ya sabes lo que pienso al respecto,creo que aprender de los demás siempre es crecer,si compartimos los que sabemos saldremos ,no mas sabios,sino más enriquecidos como personas.
Buen viaje y gracias por tu sugerencia,por supuesto es siempre bienvenida.Un abrazo.:-)

Brujaroja,estoy segura que lo que nos dicta el corazón es nuestra verdad,otra cosa es que nos agrade o no.Después podemos elegir si es razonable o no lo que decidimos.Un beso,amiga.Buen fin de semana.

Meiga,qué cierta es esa frase que dice"el corazón tiene razones que la razón no entiende"¿verdad?Que tengas unos días excelentes,amiga.Besos.

Hola Rakel, eres bienvenida por este rinconcito, un poco de todos.No creo que si dejas de escucharlo se tengan más garantías de felicidad por eso.Uno siempre debe hacer lo que crea que es lo mejor,cada cual decide en la medida de lo posible de cada circunstancia.Nadie más que uno sabe si está haciendo las cosas tal y como las siente y si lo que hace es compatible con lo que le dicta su sensatez.
No hay panacea a este dilema,cada cual arriesga hasta donde quieran sus deseos.Un beso,amiga.:-)

Camille, o la mente late al compás del corazón;tanto monta ,monta tanto.
Ambas partes son las interesadas, la elección es simplemente nuestra.Es tal y como dices,una decisión personal;el corazón siente que la lógica le da y le quita la razón a su vez,pero elegimos escucharla o no.A veces el sentido común es el menos común ,ya sabes, pero no siempre lo más sensato es la verdad sentida.El corazón sí la conoce siempre.
Un abrazo y saquemos nuestros corazones al sol un poco más.Buen fin de semana.:-)Besos.

almena dijo...

Qué belleza lo que has escrito.
Falta un adjetivo para el corazón que ha dictado estas palabras: Bello.

:)

38 grados dijo...

Parece mentira que un pedacito de carne del tamaño de nuestro puño pueda ser tan guerrero...yo intento cuidarlo todo lo que puedo.
un beso, isabel.

El búho rojo dijo...

El dilema, querida amiga, es te roban el corazón... ¿que se ha de escuchar entonces???

Aunque es posible que en la mayoría de las ocasiones, a pesar de ello, el corazón grite tan fuerte que se sobreponga a todo, y a pesar de ello, cuantas veces no le hacemos caso!!!

Un beso

thoti dijo...

.. en él se encuentra la vida, lo más valioso que se nos ha entregado, y el secreto para ser felices.. por eso debemos cuidarlo y valorarlo, y por supuesto no permitir que sea lastimado..
.. un besote amiga, de corazón..

Isabel Romana dijo...

Un estupendo consejo, oir el corazón en todos los sentidos, real y figurado. Yo creo que lo vengo haciendo... Saludos cordiales.

José María Díaz dijo...

Y si no lo escuchas pídele a tus mas cercanos que te digan que escuchan, puede que te acerquen al verdadero sonido...

bello texto, saluds

Enmascarado dijo...

El primer sonido que escuchamos cuando no somos más que un puñado de células es el latido del corazón de nuestra madre.
ese sonido nos hace sentirnos seguros, a salvo.

Es impulsivo, no se detiene ni a pensar, por eso sufre con aquello donde la razón no llega, en la Injusticia, en el Amor...

Como decían los Griegos..."Es una carga demasiado pesada para un solo corazón sufrir por dos"

Besos taquicárdicos

Anónimo dijo...

Ese palpitar, ese ritmo acompasado o no, esa mezcla de sentimientos junto a él.. mimarlo, escucharlo y acompañarlo.... admitir cuando está cansado, por lo que ha vivido o sufrido. Relajarte con él...compartir sus latidos...darte tiempo, pero no ignorarlo.

Un beso de todo corazón amiga, de mi corazón al tuyo. Tqm.

Marga

Estrella Altair dijo...

Escuchar el corazón es tanto como escuchar nuestra verdaderas necesidades y si las escucharamos siempre posiblemente tendriamos en muchas ocasiones que renunciar a cosas que por otro lado deseamos.

De todas formas a mi me interesa por encima de todo escuchar al corazón en el sentido de escucharme y al mismo tiempo, por fin respetarme tantas veces como sea necesario.

Un besazo.

Isabel dijo...

Almena,gracias por tus siempre amables palabras,amiga. Un beso.

38 grados, es guerrero si sabemos darle armas lo bastante poderosas.Un beso y gracias por dejar tus palabras.

Pablo,usamos esta expresión: "robarnos el corazón" ,pero en verdad somos nosotros los que le dejamos marchar...Craso error,por supuesto.Un besote.

Thoti,muy cierto lo que dices,ahí está uno de los secretos para ser felices;saber manejar los asuntos del corazón.Nunca fácil ,nunca...Besos.

Isabel,pasa cuando quieras,estás en tu casa;te agradezco tu paso y tus palabras.Sigue cuidándolo muy bien,seguro que te recompensa.:-)
Un beso.

José María,por mucho que los demás lo intenten, si uno no quiere escucharlo,no lo hará.
Es nuestra decisión,está en nuestras manos.Un beso.

Enmascarado,cuánta verdad dices;es el primer sonido que escuchamos y sin embargo,qué rapido lo ignoramos.No es fácil ser equilibrados en esto,la verdad.Se aprende sobre la marcha,con nuestros propios errores.Un besote grande,amigo.

Marga,me alegro que sigas dejando tu latir aquí junto al mio.A veces no llevan el mismo ritmo,lo sabemos, pero somos capaces de escucharnos, allá donde nos encontremos.Un abrazo inmenso.Te quiero mucho también,amiga.Gracias por escucharme.

Estrella,sabias palabras las tuyas,respetar nuestros propios deseos y nuestras decisiones, a la par, es algo complejo;pero en eso influye mucho poner el corazon en todo lo que hagamos,creo yo.Y ahí si podemos elegir.Un beso,amiga.
:-)

Gracias a todos por vuestro paso, vuestras palabras o, simplemente,vuestra lectura.:-)

Nobska dijo...

Isabel, me has puesto a pensar y creo que voy a poner en práctica un poco de lo que hoy aprendí en tu espacio y voy abrir un blog diferente en el que verdaderamente mi corazón pueda hablar a través de la escritura, a ver si ejercitandolo, las arritmias se me estabilizan.
Un abrazo fuerte.