2 de abril de 2008

Obras maestras

Cuando leo algo bueno, mis papilas literarias se recrean degustando una y otra vez ciertos pasajes, algunos fragmentos que concentran el magma del libro y unas cuantas frases sueltas, más llenas de sentido que algunos días…

Me quedo con tantas ganas creativas que siento, a continuación, un ruido intenso, como si encerrara un generador en mi cabeza.
Las palabras me van saltando de aquí para allá, voy creando frases mentalmente, mientras me hablan pero permanezco ausente, mientras voy caminando, mientras me duermo; incluso a veces creo que las sueño.

Después de confirmar que hay seres capaces de escribir de tal manera que olvido lo que me rodea, sólo aspiro a parecerme a ellos y poder tener el don de parir trabajosamente un libro; a pesar del esfuerzo, agotamiento y tiempo que conlleva.
Sentirme, después, exhausta pero feliz al ver el nacimiento de una criatura imperfecta,pero fruto de una apocalíptica tormenta en mi cerebro y estos desbocados deseos míos.
Ya me siento como la amante impaciente que espera la llegada de su próxima cita, porque sabe que el amor, al igual que un libro, nunca deja el mismo sabor…

6 comentarios:

MªValle dijo...

Leí tu post esta mañana, pero no me pude parar a dejarte un mensaje, y ahora que puedo... pues se me quedan todos los espacios en blanco, me quedo sin palabras que digan lo que quiero expresar...
Me siento tan diminuta ante tanta gente que escribe y que a mí me gusta cómo lo hace...
¿Sabes? Traigo varios libros empezados, y según el momento, cojo uno u otro, porque cada uno me transporta a un mundo y una época diferentes... Y le sigo el hilo a todos, ¿eh?
Besos amiga

Unika dijo...

Que placer haber encontrado estas palabras, y si son mutuas, transmiten algo diferente al leerlas una y otra vez,
"...Ya me siento como la amante impaciente que espera la llegada de su próxima cita, porque sabe que el amor, al igual que un libro, nunca deja el mismo sabor…"
La saluda,
La U.

Nobska dijo...

Isabel, tu tienes el don de la palabra y un talento inmeso. Tengo que agradecerte a ti por compartirlo con nosotros. Tus palabras ya tienen un puesto en mi biblioteca. Un abrazo gigante.

El búho rojo dijo...

Sonrie Isabel...

Tal vez no hayas hecho un gran libro (aun) pero sí has hecho un gran blog

Un beso (grande tambien)

almena dijo...

Es la hora. Comienza ya...
:)

Beso

Isabel dijo...

Gracias a todos por cada granito de ilusión que poneis en mis días...
Un fuerte abrazo especial para
M del Valle,Unika,Anna,
Pablo y Almena .
Y para todos vosotros reparto muchos besos nuevos.:-)