4 de diciembre de 2009

Lo imposible...

Empiezo a recordarte ya sin palabras, aunque quisiera volver a detenerme de nuevo sobre tu rostro...
Mas la bruma va borrando lentamente las comisuras de tu boca y esta lluvia nocturna está mezclando sus gotas más amargas con lágrimas extrañas.

Sé, con certeza, que este blues que está sonando va a despertar de su letargo a mis condenadas nostalgias.

La calle continúa llenándose de sombras y, mientras, mi pensamiento se empapa de esta sempiterna melancolía que cada noche me atrapa.

No me has dejado tu tacto en mi memoria, tan sólo esta absurda duda a la que me enfrento noche y día.

Tu recuerdo es como la seda, que va poco a poco resbalando; dejándome desnuda ante las inclemencias de la vida.

La desmemoria va cubriendo delicadamente mis ojos, como sutil gasa, y acabará por borrar la nitidez que conservo de cada instante; nublará también mi pensamiento, otorgando a mi pasado la apariencia de un extraño regalo que nunca volveré a abrir…
De nosotros sólo se salvará lo imposible, mientras aún sea capaz de imaginarlo…

Imagen: Bouncybhall




Intérprete: Gary Moore - As The Years Go Passing By

3 comentarios:

Camille Stein dijo...

recuerdo como seda que resbala...

y lo imposible: el horizonte de un olvido...


bellísimo, Isabel

un beso

Andrea dijo...

A veces hay recuerdos que son mejor recordar... justo hoy a dado vueltas algunos en mi mente y decidí borrarlos de la mente... aunque desgraciadamente en algún momento vuelven...lo bueno que son sólo recuerdos!
Me gusto tu espacio y la música, maravillosa!!

Un Abrazo y lindo fin de semana.

Caminante dijo...

El olvido es la última y la más terrible de las muertes.

Besos.