15 de febrero de 2010

Podría decir...

Estamos tan acostumbrados a hablar sobre cosas sin importancia que, cuando queremos darnos cuenta, se nos ha pasado la vida sin haber expresado todas las cosas realmente importantes que pudimos haber dicho en su momento.
Hay dos cosas que nunca retornan: la piedra lanzada y la palabra dicha.
Algunas ocasiones tampoco...

Imagen:emrerende





Intérprete: Luís Eduardo Aute - A día de hoy

5 comentarios:

Walden dijo...

Llevas razón y cuando se dicen, en no pocas ocasiones, ya es tarde.
Un tema apasionante.
Un beso.

Con tinta violeta dijo...

Vaya, es cierto. Me has dejado pensativa con la reflexión...creo que diré hoy algunas cosas para no tener que lamentarlo...
Bellísima idea.
Besos.
Paloma.

simply blue dijo...

Deberiamos practicarlo más, que fuese algo natural, espontaneo, corriente, no dar quizás por supuesto ciertas cosas...se pierden muchas cosas por el camino....

Ligia dijo...

Por eso hay que aprovechar bien la vida... Abrazos

Enredada dijo...

cuanta verdad, en tus palabras
abrazos